Anuncios

1938 – Noche de los cristales rotos


Noche de los cristales rotos (en alemán, Kristallnacht; ‘Noche de cristal’), nombre por el que se conoce un violento pogromo que tuvo lugar en Alemania, durante la noche del 9 al 10 de noviembre de 1938, cuando se llevó a cabo una agresión organizada contra los miembros de la comunidad judía y se destruyeron sus propiedades. Ese apelativo hace referencia a los cristales destrozados como consecuencia de una noche de violencia salvaje promovida por los nacionalsocialistas.

untitledEl pretexto de esta primera explosión masiva de histeria antisemítica en Alemania fue el asesinato del diplomático alemán Ernst Euard vom Rath en París, cometido por un joven alemán de origen judío, Herschel Grynszpan, encolerizado porque sus padres habían sido expulsados por las SS a Polonia. El atentado tuvo lugar el 7 de noviembre, y tan pronto como el dictador Adolf Hitler, que se encontraba en Munich, tuvo noticias de la muerte de Rath, incitó a las Juventudes Hitlerianas (sección juvenil del Partido Nacionalsocialista Alemán del Trabajo), a las SA y a las SS a tomar represalias contra los judíos que aún quedaban en Alemania.

Las veinticuatro horas siguientes fueron de un salvajismo sin precedentes: fallecieron 91 judíos, hubo centenares de heridos y más de 30.000 resultaron arrestados y enviados a campos de concentración. Se les liberó tres meses después, pero más de mil ya habían sido asesinados. La noche del 9 al 10 de noviembre es recordada no sólo por las muertes o arrestos sino también por la destrucción, en muchas ocasiones por medio de incendios, de miles de tiendas, negocios y sinagogas. Después de este cruel acto, se obligó a los judíos de Alemania (a los que la ley prohibía reclamar indemnizaciones de sus seguros) a pagar una multa de mil millones de marcos por los daños producidos. Esta medida fue promulgada por medio de un decreto el 12 de noviembre, y el 15 de ese mes se prohibió oficialmente a quince niños judíos la asistencia a las escuelas alemanas. Inmediatamente se produjo la huida de una gran parte de la comunidad judía que todavía habitaba los territorios gobernados por Hitler. Si se analizan estos hechos desde la perspectiva actual, resulta evidente que la Noche de los cristales rotos marcó el comienzo del Holocausto, es decir, de la política de exterminio de la raza judía en Europa emprendida por el III Reich.

Anuncios

1 pensamiento sobre “1938 – Noche de los cristales rotos”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s