Anuncios

Girondinos, Club de los Cordeliers, Jacobinos


Girondinos, sector republicano moderado que intervino en la Revolución Francesa desde 1791 hasta 1793. Recibieron este nombre porque sus miembros más destacados representaban al departamento de la Gironda, aunque también se les conocía como “brissotinos” debido a que uno de sus dirigentes era Jacques Pierre Brissot. Este grupo participó en la Asamblea Legislativa por primera vez en octubre de 1791. Se les identificó con los jacobinos en un principio, pero los dos grupos se separaron a causa de sus diferencias sobre la guerra con Austria; los girondinos eran partidarios de ir a la lucha porque consideraban que uniría a Francia bajo la bandera de la revolución. Este grupo, encabezado por Brissot y Jean Marie Roland de La Platière, persuadió a la Asamblea para que votara a favor de la guerra en abril de 1792. Su influencia disminuyó después de este episodio. Los girondinos se oponían a los controles económicos y a la democracia radical que defendían los jacobinos, establecidos en París, y no consiguieron el apoyo militar de las provincias en octubre de 1793. Su poder terminó cuando Brissot y treinta de sus seguidores fueron guillotinados por los jacobinos el 31 de octubre.

triunjac


Club de los Cordeliers, cordeliers era el nombre de una congregación perteneciente a la orden religiosa de los franciscanos de Francia, también conocidos en otros países como observantes; asimismo, es la denominación de un club de revolucionarios franceses. Los frailes de esta orden se caracterizaron por llevar cinturones de cuerda con nudos. Su nombre proviene del vocablo francés corde (cuerda). Uno de los monasterios de los cordeliers, próximo a París, que había sido cerrado cuando comenzó la Revolución Francesa, (1789) pasó a ser el lugar de reunión de una asociación de revolucionarios, conocida como el Club de los Cordeliers, en 1790. Iniciaron el movimiento republicano en 1791 y entre sus miembros dirigentes se encontraban Danton y Marat entre otros. El nombre verdadero de la organización era el de Sociedad de los derechos del hombre y del ciudadano. Jacques René Hébert, un periodista radical, fue el presidente del club en 1793, durante el apogeo del Terror. Esta organización jugó un papel decisivo en la caída de los moderados girondinos, que tuvo lugar en ese mismo año; posteriormente, se la identificó con los grupos extremistas que se oponían al sector jacobino que entonces gobernaba. Varios miembros fueron guillotinados cuando se aniquiló al clan encabezado por Hébert en 1794, y el Comité de Salvación Pública declaró en 1795 ilegal esta organización.


The-Funeral-Of-Jean-Paul-Marat-1743-93-In-The-Chapel-Of-The-Club-Des-Cordeliers


Jacobinos, nombre que recibían los miembros del club radical francés que dirigió la vida política del país durante la Revolución Francesa. Fue fundado en 1789 como una Sociedad de Amigos de la Constituyente (sus miembros eran diputados de la Asamblea Constituyente); su apelativo tiene su origen en el lugar de reunión del club, un antiguo monasterio dominico (orden que recibió el apelativo popular de jacobina) de París. El conde de Mirabeau y Maximilien Robespierre, líderes revolucionarios, no tardaron en hacerse miembros de esta organización; este último llegó a ser su presidente. El club sólo contaba con tres mil miembros en París, pero su influencia tenía un alcance nacional gracias a las 1.200 sociedades afines diseminadas por toda Francia. Su enorme poder político provenía de la estructura creada por estos numerosos grupos afiliados y de la habilidad de sus líderes para manipular a la opinión pública.

El club estuvo a favor de la implantación de una monarquía constitucional en sus primeros momentos, pero cuando Luis XVI intentó huir del país en 1791, los jacobinos rechazaron cualquier sistema de gobierno monárquico. El apogeo de su poder coincidió con la formación de la Convención Nacional, la asamblea de representantes francesa desde 1792 hasta 1795: la Convención no emprendía ninguna acción que no hubiera sido previamente discutida en las reuniones de los jacobinos. Los sectores extremistas tomaron el control del grupo durante este periodo. Hundieron al país en el Reinado del Terror haciendo uso de su poder en el Comité de Salvación Pública, y reprimieron toda oposición al gobierno con una violencia implacable. Los jacobinos exigieron la ejecución del Rey, eliminaron a los girondinos, un sector moderado, y enviaron a la guillotina a miles de sus adversarios. Esta organización perdió gran parte de su poder con la caída de Robespierre, y el 11 de noviembre de 1794 la Convención la declaró ilegal.

Jacobinos

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s