Anuncios

Mapa de la Villa de Madrid Corte de los Reyes Católicos de España


Importante plano de Madrid, el primero que se conoce de la Villa y Corte, que muestra la ciudad en los últimos años del reinado de Felipe III y comienzos del de Felipe IV, ya que no aparece todavía el Palacio del Buen Retiro ni la Cerca, construidos en tiempos de este último monarca. Los edificios están representados en perspectiva caballera vista desde el sur de la ciudad.

En el ángulo superior izquierdo aparece el escudo coronado de Madrid, con el oso y el madroño y las siete estrellas en orla. En el derecho figura una alegoría de la corte, un ángel que empuña con la mano derecha una trompeta de la que penden dos banderolas con las leyendas «Hic sistit gloria mundi» y «Non sufficit una»; con la mano izquierda sostiene otra trompeta con una corona principal y una cinta de la que penden otras coronas, en alusión a la segunda leyenda.

Se trata de la edición más antigua que existe de este plano. Carece de fecha, autor, grabador y escala y contiene una cartela barroca vacía, donde debería ir situada la escala. Existe una edición posterior, grabada en Amberes, en la que figura como editor Frederic de Wit; en la cartela de esta nueva edición aparecen insertas dos escalas.

Son muchos los historiadores, especialistas en la Villa de Madrid, que se han referido a este importante plano. Mesonero Romanos, escritor y primer cronista de la Villa de Madrid, en su obra

El antiguo Madrid se refiere a este plano como «un rarísimo plano de Madrid que tenemos a la vista» anterior al grande de Amberes de Texeira. El historiador y bibliotecario Cayetano Rosell, en un artículo sobre la «Sala de Estampas de la Biblioteca Nacional», publicado en 1871, cita este plano expresando: «no podemos menos de citar los dos preciosos planos de Madrid que existen en ella. El primero, que se cree de fines del reinado de Felipe III, o de principios de Felipe IV, y es rarísimo.

El segundo es el grabado en Amberes en 1656». El archivero e investigador de la Villa, Molina Campuzano, en su estudio titulado los Planos de Madrid, publicado en 1960, da como fecha probable de este plano hacia 1635, teniendo en cuenta los edificios más recientes que aparecen representados.

Hace unos años, Antonio Matilla, archivero del Archivo Histórico de Protocolos de Madrid, descubrió en este archivo unos documentos en los que se explica quién trazó el primer plano de Madrid y la fecha en que el Ayuntamiento hizo el encargo, con motivo de la canonización de san Isidro y otros santos, en la Plaza Mayor de la ciudad. Matilla cita en un artículo, publicado en 1980: «El 11 de septiembre de 1622, el regidor Lorenzo del Castillo concertó, en nombre de Madrid, con Antonio Marcelli, “luminador”, que haría este un mapa de dicha Villa y otro de su Plaza Mayor y que los cortaría en láminas… Marcelli debía de darlos hechos y acabados en toda perfección dentro del plazo de los ocho meses siguientes…». Según estos mismos documentos, el 26 de abril de 1623 el Ayuntamiento pagó a Marcelli el final de la cifra acordada, lo que demuestra que había hecho entrega de los planos encargados. Por todo ello, Matilla considera que el plano fue trazado por el dibujante e iluminador Antonio Marcelli en Madrid y muy probablemente grabado también en Madrid en 1622.

El plano se incluyó por primera vez en la obra Theatrum in quo visuntur illustriores Hispaniae Urbes…, de Johannes Janssonius, publicada en Ámsterdam en 1657. Unos años después, se incluye en la obra Tooneel der Vermaarste Koop-Steden en Handel-plaat- sen… , editada en Ámsterdam por Johannes Janssonius, en 1682. Aparece inserto, junto a una vista de Madrid, en el atlas Theatrum praecipuarum totius Europae urbium…, también publicado en Ámsterdam por F. de Wit, hacia 1700. Posteriormente se publica en el Atlas Nouveau , editado en Ámsterdam por Covens y Mortier y, hacia 1729, aparece en la obra de Pieter van der Aa, La Galerie agréable du Monde.

Esta primera representación de Madrid tuvo una gran difusión y se incluyó en diversos atlas y libros de viajes de los siglos XVII y XVIII , tanto en su formato original como en forma reducida. Fue el plano de la ciudad más bello y detallado hasta la publicación en 1656 de la magnífica Topographia de la Villa de Madrid, gran plano de la ciudad, en veinte hojas, realizado por Pedro Texeira, el plano más extenso, exacto e importante de Madrid, no superado durante más de dos siglos.

Carmen Líter Mayayo y Francisca Sanchis Ballester
mapa-madrid

Escala [ca. 1:6.000] [S.l.: s.n., 1622-1635] Plano: grab.; 42,5 × 72,2 cm, en h. de 52,5 × 79,5 cm

BIBLIOGRAFÍA
Cartografía madrileña (1635-1928).Madrid:Museo Municipal, 1982, p. 56
Los mapas del Quijote. Madrid: Biblioteca Nacional, 2005, pp. 138-139, n.º 40
Los planos de Madrid y su época (1622-1992).
Madrid: Museo de la Ciudad, 1992
Madrid en sus planos. 1622-2001
Madrid: Ayuntamiento, Centro Mesonero Romanos, 2001, pp. 64-65  Matilla Tascón, Antonio. «Autor y fecha del plano más antiguo de Madrid. La incógnita resuelta».
Anales del Instituto de Estudios Madrileños . 1980, t. XVII, pp. 103-107  Molina Campuzano, Miguel.
Planos de Madrid de los siglos XVII y XVIII.
Madrid: Instituto de Estudios de Administración Local, 1960, pp. 217-230 ¶ Rosell, Cayetano. «Sala de Estampas de la Biblioteca Nacional».
Revista de Archivos, Bibliotecas y Museos . 1871, t. I , pp. 40-45.
Anuncios