Anuncios

El Proceso de Desertificación del Mundo


La desertificación es el proceso de transformación en desiertos de amplias zonas de la superficie terrestre por la desaparición de su vegetación, ya sea por causas naturales (evolución bioclimática regresiva o degradación climática) o no naturales. En los últimos años, el problema de la desertización por causas no naturales, achacables fundamentalmente a las actividades humanas, afecta de manera directa a aproximadamente unos seiscientos millones de personas.

Entre las causas naturales que provocan la desertización, se puede considerar el carácter cíclico de las glaciaciones, con el consiguiente calentamiento de la atmósfera que se produce en los periodos interglaciales. A este respecto, hay teorías que achacan la desertización general que vive la Tierra a este calentamiento, ya que algunos científicos afirman que podríamos estar viviendo el punto álgido de este período interglacial, argumento que es rebatido por otro importante sector de la comunidad científica. También son causas naturales los calentamientos de la atmósfera provocados por fenómenos extraordinarios, como las erupciones gigantescas de un volcán o los impactos de grandes meteoritos sobre la corteza terrestre. Además, la abundancia de rocas poco consolidadas, proclives a una mayor erosión, contribuye al proceso de desertización.

Desertification_map

En lo relativo a las causas no naturales, cabe reseñar la agricultura y la industria como las actividades humanas que más han afectado a los suelos de la superficie terrestre. Entre las primeras se encuentra la búsqueda de terreno cultivable y su posterior sobreexplotación, que provoca la eliminación de la vegetación existente y, a la larga, la esterilidad del suelo. La pérdida de la masa vegetal y la exposición del suelo desnudo disminuyen la capacidad de absorción de agua, debido a una mayor escorrentía, e incrementan el albedo de la superficie (el reflejo de los rayos solares desde el suelo hacia todas las direcciones). El aumento en el albedo incide negativamente en la formación de nubes, disminuyendo, por tanto, las precipitaciones. La tala de bosques para la obtención de suelos de cultivo, práctica muy extendida en todo el planeta, está disminuyendo rápidamente la cantidad y superficie de tierra arbolada, especialmente en los trópicos, y está cambiando las características de la superficie de grandes áreas de la Tierra.

Otra práctica que acarrea la destrucción de la vegetación es el sobrepastoreo. Es normal en estas actividades la tala de árboles y el incendio provocado de zonas boscosas con el fin de extender las zonas de pastos. También la introducción de especies de pastoreo de forma masiva provoca la pérdida de vegetación, pues éstas impiden la regeneración natural de las especies vegetales.

Las actividades industriales conforman el otro gran grupo de prácticas humanas provocadoras de la desertización global del planeta. Éstas inciden preferentemente sobre los elementos esenciales del clima, a diferencia de las anteriores, cuyos efectos se dejan sentir sobre todo en los suelos. Hay dos consecuencias principales derivadas de los procesos industriales que intervienen en la erosión general del planeta: la lluvia ácida y el efecto invernadero. La lluvia ácida se ha convertido, en las zonas más industrializadas del mundo, en la fuente principal de contaminación ambiental, capaz de producir la deforestación de grandes masas vegetales. En Alemania, por ejemplo, la lluvia ácida es la responsable de la pérdida de la mitad de los bosques en las zonas más industrializadas. Por otra parte, el efecto invernadero se ha revelado en los últimos años como el causante principal del calentamiento de la atmósfera, y, por tanto, de los procesos de desertización que éste conlleva. El efecto invernadero surge por la emisión excesiva de ciertos tipos de gases, principalmente de CO2, que se quedan suspendidos en la atmósfera, formando una capa que permite la entrada de radiaciones del espacio exterior pero no su salida, puesto que al chocar contra la superficie terrestre y volver a proyectarse hacia fuera son incapaces de atravesar la capa de gases, produciendo así un calentamiento progresivo de la atmósfera. Las emisiones de CO2 pueden producirse de manera natural, pero en los últimos años el incremento de CO2 en la atmósfera ha sido tan alto que se ha asociado con los procesos industriales modernos y con la combustión excesiva de combustibles fósiles. Los científicos han calculado que el incremento de CO2 en la atmósfera ha sido de un 15% durante el presente siglo, y que en la actualidad la tasa de incremento es de 0,33% anual. Con estos datos se llega a la conclusión de que la atmósfera está expuesta a un excesivo calentamiento, lo que está produciendo un cambio climático que favorece los procesos de desertización de amplias regiones de la Tierra. Por supuesto, las zonas más proclives a verse afectadas son aquellas que presentan un grado relativo de aridez o semiaridez.

El proceso de desertización afecta a zonas de todos los continentes: América del Norte y del Sur, cuenca del Mediterráneo, región subsahariana, Oriente Medio, Australia, etc. Se calcula que la extensión de los terrenos afectados por este problema supera los 34.000.000 km2. Para atajarlo se hace necesaria la contribución de todos los países del mundo en la implantación de políticas conservacionistas, cuya puesta en marcha, no obstante, se ve obstaculizada por la dinámica actual de la economía mundial. Medidas como el control de las emisiones de gases a la atmósfera, los programas de reforestación de los bosques o el desarrollo de políticas agrarias que tengan en cuenta la regeneración del terreno, son imprescindibles para evitar que la desertización se siga extendiendo por la Tierra. De cualquier modo, los resultados de las mismas difícilmente serán apreciables a corto plazo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s